Ella en el jardín

 

Quiero provechar para estar contigo

antes que nada…..

 

Todas te dejaron menos yo.

Llévame donde quieras, yo deseo tu jardín.

 

Quiero el lugar más pecaminoso, solos…

tú y yo, y mi escasa ropa..en el césped y a rodar.

 

Siento la brisa dentro de mi camisón,

me martillea y refresca de mis calores

sin nada; la brisa fresca dentro  acariciándome.

 

Llévame de la mano a tu vida.

Sorpréndeme, déjame sobre la hierba

o de pie o apoyada a tu árbol.

 

Bésame, bésame, dame tu boca

 

Noche plena, jardín frondoso, suelo verde;

bésame de nuevo, gira tu rostro.

Aparta mi pelo de mi boca.

 

Estoy desnuda bajo mi camisón,

pon tus manos sobre mis caderas.

Bésame…muerde mi labio,

besa mi cuello, recórrelo, vuélveme loca.

¡Dame beso mántrico con retorno¡.

 

Siento hormiguelleante sensación,

me aprieto sobre ti, ¡amante mío!.

 

Noto tu urgencia es manifiesta..

Ahora que todas te dejaron, eres solo mío

¡piensa solo en mí, solo en mí!.

Abrazo tu cabeza con mis nalgas y te aprieto.

 

¡Ya te escapas a mis cántaros de leche!,

me deslizo bajándolos por tu cuerpo

haciendo bajar tu erizada prominencia

bajo a su altura….y…

 

 

Acaricio con mis manos , después mi  lengua.

Mi boca la desea y  ya  tiene

tu más elevado cráter que lagrimea.

 

Saboreo sus lágrimas,

 me deleito con su humedad,

bajo a su base lamiendo su fuste,

veo tus colinas y me atraen,

les hago sitio en mi paladar.

 

Te miro…..cerrados tus ojos..

Acaricio, absorbo, presiono, me encanta mirarte,

te mordisqueo  suavemente…..

te recorro toda con mi lengua cálida.

¡!Ahh ¡!me inunda tu humedad….

así te recojo en mi boca….su sabor.

Regalo que me das, así lo agradezco.

 

Abrazas mi cabeza; dentro todo tú,

terminas reventado en mí.

Gritas mi nombre,

te abandonas en mí…

Feliz me siento.

 

Alfa 

 

Alfa